Sobre mí

Mi nombre es Alejandra Ruiz y soy muchas cosas, entre ellas un proyecto de literata y una amante incondicional de la Novela Sentimental. Me resulta muy difícil establecer qué fui primero, si amante o literata, sin duda ambos fenómenos se condicionaron por igual. Y ahora estoy aquí, después de algunos años, con mucha ilusión y ganas de que este proyecto salga bien.

También soy estudiante de literatura, eso sí, no puedo decir a qué rama pertenezco, serían muchas las pistas. Gracias a los estudios que curso me di cuenta de que el género necesitaba más. Obviamente la Novela Sentimental no se considera un tipo de novela de calidad en los círculos en los que me muevo, por eso estoy aquí. Como todo género literario tiene sus fallas, aspecto que no discuto, sin embargo, no me parece justo el trato que se le da. La literatura tiene múltiples funciones, una de ella y para mí la más importante es la evasión. No se puede negar que el género sentimental existe y que cumple una función determinada. Es un género escrito por mujeres y para mujeres (con sus excepciones), partiendo de esto iré comentando aspectos relevantes del mismo.

Como aprendiz que soy, voy a aplicar a las novelas sentimentales el mismo tipo de análisis universitario que aplico a obras canónicas en los trabajos. Esta idea nace de que cada vez que busco referencias sobre algún libro que me gustaría leer las críticas no son objetivas y creo que tampoco son rigurosas, aunque soy novata y puedo equivocarme. Yo quiero dar un punto de vista diferente, un punto de vista más leal al género y a la literatura, solo así el género puede tener el lugar y la repercusión que se merece. 

Claro que esto no tiene sentido sin vosotras. Vuestra opinión es la pieza clave de esta aventura que he decidido emprender, no dudéis en comentar lo que consideréis pertinente.

Os besa y os deja leer,